Cómo Curar La Culebrilla Con 3 Remedios Caseros Y Naturales


Cuando te ataca el herpes zóster se hace necesario saber cómo curar la culebrilla (uno de los nombres por el que se le conoce), pues además de doloroso, pueden quedarte algunas secuelas desagradables.

La culebrilla es provocada por el mismo virus de la varicela, y a quien no le haya dado esta eruptiva difícilmente desarrollará luego esta infección.

De esto se desprende que el virus no se elimina del organismo, sino que queda latente a la espera de que tus defensas bajen lo suficiente como para que él surja.

Cómo curar la culebrilla: Primeros síntomas

Se le dice “culebrilla” por la forma en que aparece en la piel, o “zóster” por cinturón. Suele afectar un lado del cuerpo, generalmente el hombro, el abdomen y la espalda.

Si resulta afectado un nervio craneal, entonces la culebrilla aparecerá en la cara, pudiendo afectar un ojo, la frente, los oídos, la nariz y el cuero cabelludo. Por eso es indispensable saber qué hacer.

Cómo curar la culebrilla con remedios naturales y caseros

En esta entrada te ayudaremos con información valiosa para que puedas preparar ciertos medicamentos naturales muy efectivos para la culebrilla, como estos https://es.wikipedia.org/wiki/Invertebrado.

Hemos seleccionado aquellos que tienen notables propiedades cicatrizantes y favorecedoras para la piel.

1. Aceite esencial de árbol de té

Este aceite es verdaderamente milagroso, se obtiene de las hojas del árbol de té, prensadas. Es antiséptico y actúa de forma triple: ataca bacterias, virus y hongos.

Fortalece el sistema inmunológico (lo cual es adecuado en casos de herpes), regenera las células, es antiinflamatorio y un cicatrizante extraordinario.

Para usarlo, añade a un disco de algodón 3 gotas del aceite y pásalo con movimientos muy suaves por las ampollitas, 4 veces al día.

Las ampollas se secarán más rápido y el aceite ayudará a que la piel se regenere y cicatrice bien.

2. Miel

Esta sustancia propia de las abejas tiene innumerables propiedades y beneficios, tanto para la piel como para la salud en general.

Se puede usar exteriormente porque tiene propiedades antimicrobianas y antisépticas, y por ello es perfecta para tratar infecciones en la piel, quemaduras, úlceras o cortes.

Es un antibiótico natural, pero también es bactericida y desinfectante, lo cual te resultará sumamente beneficioso en cómo curar la culebrilla detoxic opiniones. También es antiinflamatoria.

Para tratar la culebrilla, lava muy bien la zona y aplica directamente la miel. Hazlo 4 veces al día.

3. Propóleo

Es una resina elaborada por las abejas, que ellas usan para proteger sus colmenas. Generalmente viene presentado en alcohol, con concentraciones variables. Tiene propiedades antivirales, antisépticas y antibióticas.

Mezclada con vaselina, se utilizó ampliamente en los soldados de la Segunda Guerra Mundial que presentaban quemaduras graves, regenerándoles la piel y ayudando a la cicatrización.

Como viene en alcohol, si colocas directamente el propóleo en las ampollitas puedes quemarte y sentir más dolor, por lo que recomendamos que en un tarrito de vaselina agregues un gotero completo.

Aplícalo suavemente tres veces al día.

Cómo curar la culebrilla será sencillo con estos remedios; pero te recomiendo que sigas un método completo y tomes todas las precauciones no sólo para aliviar el dolor y los síntomas, sino también para ir debilitando al virus y evitar que vuelva a brotar.

Para eso está la guía del PROTOCOLO DEFINITIVO DEL HERPES, de Melanie Addington. Este método holístico e integral tiene en cuenta las veraderas causas del brote y te ayuda a combatirlas de forma natural y segura, aumentando tus defensas y reduciendo las posibilidades de que el virus vuelva a atacar.

En conjunto, es el mejor de los remedios para curar la culebrilla, y puedes tenerlo hoy mismo en tus manos.

Rate this post